} catch (e) { console.error('Custom Theme JS Code: ', e); }
Posturología

Posturología

La posturología entiende el cuerpo como una globalidad. El cuerpo humano tiene diferentes captores sensitivos internos como, por ejemplo: pies, ojos, sistema vestibular (oído), boca, piel... todos estos captores van enviando información que se integra a nivel de sistema nervioso central y junto a factores externos (entorno, factor emocional, etc) determinan nuestra postura.

Una alteración en cualquiera de estos captores podrá contribuir en una serie de compensaciones en nuestro cuerpo que puede dar lugar a lesión o sintomatología para el paciente.

El objetivo de la posturología es, mediante diferentes pruebas, averiguar cuál de todos estos captores es el principal afectado desencadenando estas compensaciones, y trabajar conjuntamente integrando las diferentes disciplinas (podólogos, optometristas, fisioterapeutas, osteópatas, odontólogos...) para realizar un tratamiento global.

En cuanto a la podología, tenemos que poder distinguir si los pies del paciente son los causantes de la postura/sintomatología, o si por el contrario son el final de una serie de compensaciones de una disfunción de otro captor.

En el caso que los pies sean el causante, dando información a este captor mediante soportes plantares propioceptivos, biomecánicos o mixtos (mezcla de biomecánicos y propioceptivos) podemos conseguir que las tensiones musculares permitan mejorar la postura.

Por el contrario la posición de los pies es una compensación de otro captor, optaríamos por un trabajo multidisciplinar, derivando al especialista pertinente. En este último caso podemos ayudar cambiando la postura del paciente a una más ventajosa, relajando las diferentes cadenas musculares, para la actuación sobre ese captor afectado.

No Internet Connection